La Aechmea fasciata

Aechmea fasciata Floristerias zaragoza

Características de la aechmea fasciata

La Aechmea fasciata  pertenece a la familia Bromeliaceae es una planta muy popular por su fácil cultivo, rusticidad y su alto valor decorativo.

Es una planta perenne  sus hojas crecen en forma de roseta laxas muy imbricada hasta formar una espiral con un hueco redondo o tubular en la parte central. Estas son más bien largas, algo coriáceas y con forma curva con sus bordes aserrados. En la parte central de la planta, en ese hueco redondo o tubular nace la única inflorescencia que produce.

Su inflorescencia crece en forma de espiga con brácteas espinosas de color rosa entre las que salen sus verdaderas flores de pequeño tamaño. Esta inflorescencia puede alcanzar una altura de unos 40 centímetros. Ésta planta sólo florece una vez.  Tras marchitarse la flor, la Aechmea fasciata muere.

Ubicación de la aechmea fasciata

Requiere un ambiente cálido o templado, aireado, fuera de las corrientes de aire y no estar expuesta a pleno sol.

Riego

Es preferible regarlas con agua blanda y a temperatura ambiente.  Si es de lluvia mucho mejor. La forma de riego es importante,  echar en agua directamente en el cogollo y las axilas de las hojas que es como captan el agua en su hábitat natural. También es importante cambiar esta agua un par de veces al mes.

Plagas y enfermedades

Vigilar la aparición de la araña roja y la cochinilla, especialmente en ambientes seco. También puede ser atacada por pulgones.

Cuidados

El período de abonado más adecuado es durante la primavera, realizándolo cada tres semanas más o menos y hasta finales de verano.

Si la roseta o el tallo floral se pudren puede que la temperatura sea demasiado baja o que haya exceso de agua.

Durante el periodo de reposo se debe prescindir del abonado, espaciar los riegos y vaciar el agua de la roseta.

 

La Mazeta. Tu Floristería en Zaragoza.