Ficus pumila 

ficus pumila floristerias zaragoza

Características del ficus pumila

El ficus pumila puede cultivarse como trepadora o como planta colgante de interior.  Tiene pequeñas hojas en forma de corazón y de color verde oscuro y en algunas variedades pueden ser color blanco o amarillo. Es una planta de crecimiento lento. Florece en verano pero sus sus flores son bastante pequeñas, y generalmente no se notan.

Produce frutos de sabor desagradable, de color anaranjado, con tonos púrpuras.

Ubicación del ficus pumila

El ficus pumila necesita una exposición bien iluminada pero sin sol directo si lo tenemos como planta de interior y en semisombra si lo cultivamos en exterior.

Riego

Hay que regarla lo suficiente para que el suelo siempre esté húmedo pero evitando los encharcamientos, conviene rociar las hojas de vez en cuando con agua tibia regularmente. En invierno hay que reducir un poco los riegos.

Plagas y enfermedades

La falta humedad  podría facilitar el desarrollo de algunas plagas como la araña roja y coleópteros.

Cuidados

Es aconsejable podarlo cada dos años, recortando aquellos tallos que hayan crecido en exceso y los que se vean débiles, enfermos o secos.

Evitar el encharcamiento, pues es propensa a la podredumbre de sus raíces.

No soporta las bajas temperaturas.

 

 

La Mazeta. Tu Floristería en Zaragoza.