Citronella.

La citronella es una planta que suele usarse como repelente de mosquitos. Su principal característica es el aroma a limón.

Si quieres tener una planta de citronella en tu jardín se recomienda plantarla en la temporada de la primavera, cuando hayan pasado las heladas. El lugar adecuado para ella será  aquel que a lo largo del día como mínimo reciba seis horas de luz. La tierra deberá de ser fértil y con buen drenaje.

Respecto a la humedad, no la tolera bien, por lo que habrá que colocarla en un lugar que no sea muy húmedo.

Con esta planta también se suele hacer aceite de citronella y velas de citronella que ayudarán a ahuyentar los insectos y evitar las picaduras.

La Mazeta. Tu floristería en Zaragoza.